TRADUCIR A:

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documentales Spain cartas de presentación Italian xo Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

miércoles, 11 de julio de 2012

Cinco historias de fantasmas en Madrid

Cuando la noche cae en la capital, las historias de fantasmas se despiertan lentamente, como sonámbulos. Son los «otros» habitantes de Madrid, paranormales y nocturnos. Reales para algunos, simples leyendas para otros.

La niña que llora en el Palacio de Linares.
Es, posiblemente, una de las historias más populares sobre fantasmas. Su nombre es Raimunda y su historia, la siguiente. El marqués José de Murga se casa con Raimunda Osorio, una joven humilde hija de la cigarrera de Lavapiés. Los padres del susodicho no pueden oponerse porque ya han muerto. Pero quiso el destino que se enterasen de que la muchacha era la hermanastra del marqués. Por ello, deciden asesinar a la hija, también llamada Raimunda, y enterrarla en el palacio, situado entre el Paseo de Recoletos y la calle Alcalá. Todavía hoy, algunos dicen que se puede ver su espíritu en los salones de la casa llorando.

Los enfermos del Museo Reina Sofía.
El actual lugar de arte fue antes ocupado por el antiguo Hospital General de Atocha. Dicen los guardias de seguridad que han oído a los enfermos caminar y gritar por los pasillos. Algunos informes publicados hace años recogían testimonios sobre presencias y todo tipo de fenómenos extraños en las salas y pasillos, como puertas que se abrían y cerraban solas, alarmas que se activaban sin motivo aparente, así como ascensores que se activaban de repente.

La dama de la Casa de las Siete Chimeneas.
Este edificio, emplazado en la Plaza del Rey, 1, fue el nido de amor del capitán Zapata y de su esposa Elena. Pero la felicidad de su maridaje duraría poco, ya que Zapata fallece en la guerra de Flandes. La esposa aparece, más tarde, muerta en su dormitorio. Jamás se aclararon las causas de su fallecimiento. Tampoco ayuda que el cadáver desapareciera sin dejar rastro. y su cadáver se esfuma. Desde entonces, se dice el fantasma de una mujer camina entre las siete chimeneas que coronan el tejado del palacete. Pero no es la única fantasmagórica historia.

Pasados los años, éste sería también el hogar de un anciano rico y su mujer, ambos unidos a raíz de un matrimonio de conveniencia. La relación se truncó cuando la misma noche de bodas la joven se suicidó. A partir de entonces, se rumorea que por las noches su espíritu, despechado, se asoma por los balcones de la casa, tintineando unas monedas. Parece ser que regalo del rey Felipe II de quien fue amante.


Extraños sucesos en la Real Casa de Correos.
El proyecto se remonta al año 1.768, y surge del entonces alcalde de Madrid, Carlos III. El Rey decide que el edificio lo construya un arquitecto francés Jaime Marquet que no contaba, precisamente, de una grata fama. Con el comienzo de las obras, comienzan los extraños sucesos. Supuestamente, el demonio se aparece ante los albañiles para decirles que el edificio estaba maldito y que, por tanto, pasaba a manos de su legítimo propietario: Satanás. Los obreros se negaron a trabajar e incluso el jefe de obra pone en conocimiento de la Inquisición los hechos.

El hombre sin cabeza de la Iglesia de San Ginés.
Este espectro también forma parte de la geografía madrileña. Cuenta la leyenda que un grupo de malhechores asesinaron a un hombre al que le cortaron la cabeza. Ésta fue situada a los pies de la Virgen y, según dicen algunos de los que pasan por delante de esta iglesia, situada en la calle Arenal, su fantasma sigue rondando la zona, asustando de vez en cuando a los viandantes.